La UCLM trasladará su almazara experimental al Centro Nacional de Referencia de la Junta en Ciudad Real

Su puesta en funcionamiento permitirá la realización de actividades académicas, de investigación y de transferencia para la mejora del aceite de oliva

Patricia Franco y Miguel Ángel Collado firman el convenio

El rector de la Universidad de Castilla-La Mancha (UCLM), Miguel Ángel Collado; y la consejera de Economía, Empresas y Empleo, Patricia Franco, han firmado hoy un convenio de colaboración por el cual la almazara experimental universitaria, actualmente ubicada en la Finca Galiana, se trasladará hasta el Centro de Referencia Nacional de la familia profesional Industrias Alimentarias en Ciudad Real para su puesta en funcionamiento. En la misma se llevarán a cabo trabajos académicos, de investigación y de oferta al sector oleícola.

La Universidad de Castilla-La Mancha (UCLM) reubicará la almazara experimental que tiene en la Finca Galiana de Ciudad Real en el Centro de Referencia Nacional en las áreas profesionales de bebidas, aceites y grasas, de la familia profesional Industrias Alimentarias, del que es titular el Gobierno regional y que está situado en las inmediaciones del campus universitario. El acondicionamiento, traslado y puesta en funcionamiento de la almazara a las nuevas instalaciones será posible gracias al convenio de colaboración que han firmado hoy el rector, Miguel Ángel Collado; y la consejera de Economía, Empresas y Empleo, Patricia Franco.

Este acuerdo, según ha manifestado el rector tras la firma, es fruto del entendimiento que la UCLM y la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha muestran por llevar a cabo actividades que “son de interés común para la mejora de la docencia, la investigación y la transferencia de conocimiento a las empresas de la región en beneficio de la sociedad”. Asimismo, Collado ha explicado que el acuerdo refleja también el interés de ambas instituciones por “dar un mejor uso a los recursos que la Universidad y el Gobierno regional disponen”.

Por su parte, la consejera de Economía, Empresas y Empleo, que se ha declarado firme defensora de la colaboración entre universidad-empresa, ha considerado que “éste es un ejemplo más de cómo un centro de referencia nacional, dedicado a la formación profesional, puede colaborar e integrarse en la vida universitaria para fomentar la labor investigadora y de experimentación de las almazaras de la región, unas 250”. Franco ha insistido en que este acuerdo es una apuesta clara por la investigación y la innovación, “punta de lanza del crecimiento empresarial de la región en los próximos años”, y en especial en un sector concreto, el del aceite de oliva, del que Castilla-La Mancha es el segundo productor a nivel nacional; y por mejorar la investigación del aceite de oliva en base a los estudios que se lleven a cabo en el centro.

Para llevar a cabo esta actuación, la Consejería de Economía, Empresas y Empleo aportará 54.674,58 euros para el acondicionamiento de las instalaciones del Centro de Referencia Nacional de Ciudad Real a fin de que la almazara experimental universitaria pueda ser ubicada allí. Por su parte, la UCLM aportará 28.000 euros con los que cubrirá los gastos de desmontaje, traslado y puesta en funcionamiento de dicha almazara.

El convenio tiene una duración de un año, aunque tanto el rector como la consejera confían en que la almazara pueda estar funcionando a finales de 2016. Su puesta en marcha se completará con dos programas de formación financiados por el Gobierno regional y nacional que incluyen actividades a realizar en la almazara experimental.

Almazara experimental

La almazara experimental para la extracción de aceite de oliva a escala piloto fue adquirida por el Grupo de Investigación en Aceite de Oliva y Grasas Comestibles de la UCLM, del que son responsables los investigadores Amparo Salvador y Giuseppe Fregapane, a través de una convocatoria de Fondos FEDER en el curso 2003-2004 y quedó instalada en la Finca Galiana de Ciudad Real en 2005 con el objetivo de realizar en ella trabajos de investigación, desarrollo e innovación (I+D+i) y docentes. Dicha finca fue cedida en uso a finales del año 2000 por la Diputación Provincial a la UCLM para usos académicos y de investigación y en ella estuvo funcionando la almazara hasta 2012, cuando ambas instituciones firmaron el convenio de reversión de la finca.

Las prestaciones del equipo son idénticas a las de una instalación industrial, excepto en la cantidad de materia prima necesaria, ya que puede trabajar con unas cantidades mínimas de 400 kilos de aceituna a la hora, aunque lo habitual es trabajar con un lote de unos 1.500-2.000 kilos. Por ello, la almazara permite la obtención de un aceite de oliva de características idénticas al procedente de una planta industrial y posibilita el estudio detallado de los factores que influyen en la calidad del producto obtenido y posibilita ampliar la línea de investigación encaminada a la mejora del aceite de oliva virgen.