La UCLM presenta a la Consejería de Fomento el proyecto de la Escuela de Arquitectura de Toledo

Rehabilitación de la Nave de Espoletas en la Fábrica de Armas

El rector y otros responsables de la UCLM muestran los planos a la consejera

La consejera de Fomento, Elena de la Cruz, ha conocido el estado de redacción del proyecto de rehabilitación de la Nave de Espoletas, situada en el Campus Tecnológico de la Fábrica de Armas de la Universidad de Castilla-La Mancha (UCLM). Está previsto que la citada Nave, ubicada en la zona sur de la Fábrica junto a la ribera del río Tajo en la zona del canal de Carlos III y la antigua Central de Azumel, albergue la sede definitiva de la Escuela de Arquitectura de Toledo.

El rector de la UCLM, Miguel Ángel Collado, ha recibido a la consejera de Fomento de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, Elena de la Cruz, en el Campus Tecnológico de la Fábrica de Armas, acompañado por el vicerrector de Economía y Planificación, Manuel Villasalero, y por el director de la Escuela de Arquitectura, Juan Mera.

En la visita, el responsable de la Oficina de Gestión de Infraestructuras de la UCLM, Javier Bernalte, ha presentado las líneas generales del proyecto de rehabilitación de la Nave de Espoletas, dirigido a salvaguardar el estado de este edificio de principios del siglo pasado y destinado a albergar la sede definitiva de la Escuela de Arquitectura de Toledo. El proyecto, que ha contado con la participación de diez arquitectos-profesores de la propia Escuela, persigue realizar una intervención respetuosa con el uso original del edificio basada en una arquitectura austera y sostenible.

Entre otros aspectos, la rehabilitación contará con un sistema de ventilación pasiva aprovechando la orientación del edificio y su ubicación junto al río Tajo, utilizando además la energía procedente de la Central de Cogeneración con la que cuenta la Fábrica de Armas para alimentar el sistema de suelo radiante. Además, preservará el espacio abierto de la Nave, haciendo uso de sistemas de aislamiento acústico que harán posible el desarrollo de la actividad docente sin recurrir a la compartimentalización del espacio.

En el transcurso de la visita, también se ha abordado la necesidad de abrir la Universidad al río Tajo, actuando sobre el borde ribereño de la Fábrica de Armas.