La UCLM inaugura en Toledo una planta piloto para probar motores de combustión interna

La Escuela de Ingeniería Industrial se dota de un laboratorio de generación, transmisión y control de la energía

0
425

El rector de la Universidad de Castilla-La Mancha (UCLM), Miguel Ángel Collado, ha inaugurado en el Campus de Toledo el Laboratorio de Investigaciones en Generación, Transmisión y Control de Energía. La nueva planta piloto de la Escuela de Ingeniería Industrial servirá para realizar ensayos de motores de combustión interna y como banco de pruebas del proyecto ‘POWER’, financiado por el Ministerio de Economía y Competitividad.

Las instalaciones, anexas al pabellón polideportivo del Campus Tecnológico de la Fábrica de Armas, constan de cuatro salas. La primera es el banco de ensayos de sistemas de inyección y las tres restantes son bancos de ensayos de motores de combustión interna (de 90, 200 y 175 kW de potencia, respectivamente). En estas instalaciones se pueden verificar emisiones y prestaciones de motores de combustión interna tanto en condiciones estacionarias como transitorias.

Actualmente, la planta piloto sirve también como banco de pruebas del proyecto financiado por el Ministerio de Economía y Competitividad “POWER”, que pretende evaluar el potencial de recuperación de energía térmica y mecánica de dichos motores mediante dispositivos termoeléctricos y piezoeléctricos. El laboratorio dispone también de un vehículo ligero de automoción instrumentado para hacer ensayos de emisiones y prestaciones en condiciones reales de conducción.

Con una inversión total que ronda el millón de euros, la planta piloto se ha puesto en marcha con la participación del Fondo Europeo de Desarrollo Regional y de empresas como Nissan Ibérica Spain, COJALI, Compañía Logística de Hidrocarburos (CLH), Centro Tecnológico de Repsol (CTR) o Abengoa Bioenergía. También han participado universidades y centros de investigación españoles (Grupo de Combustibles y Motores de la UCLM, Instituto CMT-Motores Térmicos de la Universidad Politécnica de Valencia, universidades de Córdoba y Jaén y Centro de Investigaciones Energéticas, Medioambientales y Tecnológicas, CIEMAT) y universidades extranjeras como la Autónoma de Nuevo León (México), la de Antioquia (Colombia), las de Birmingham y Coventry (Reino Unido) y la Técnica de Michigan (EEUU).

Tras descubrir la placa conmemorativa, el rector subrayó el trabajo realizado por la Escuela de Ingeniería Industrial de Toledo para poner al servicio de los estudiantes y de las empresas la nueva planta piloto. Collado afirmó que es un ejemplo “del modelo de Universidad que queremos” porque “une a investigadores, tecnólogos, estudiantes, graduados y empresas e instituciones para crear riqueza científica y económica”. El laboratorio, que hasta su puesta acumula dos años de trabajo bajo la dirección del profesor Octavio Armas, es el segundo de España en dotación y prestaciones tras el Instituto CMT-Motores Térmicos de la Universidad Politécnica de Valencia, con el que existe una estrecha colaboración.

Al acto inaugural asistieron, además del rector y del responsable de la planta, el director de la Escuela, Luis Sánchez; la vicerrectora de Internacionalización y Formación Permanente, Fátima Guadamillas, y profesores y alumnos del centro, así como diversos representantes de las empresas colaboradoras.