Un estudio defiende el uso de anticuerpos para disminuir los ingresos en la UCI de los pacientes con COVID-19

El trabajo está publicado en la revista European Review for Medical and Pharmacological Sciences

En el estudio han colaborado la UCLM y el CHUA © Louis Reed

La Universidad de Castilla-La Mancha y el Centro Hospitalario Universitario de Albacete (CHUA) han colaborado de nuevo en una investigación que, en esta ocasión, se centra en el tratamiento contra la infección causada por el coronavirus SARS-COV2, responsable de dicha enfermedad. El equipo responsable de este estudio, que publica la revista European Review for Medical and Pharmacological Sciences, está formado por los profesores de las facultades de Medicina y de Farmacia, los doctores: Julián Solis, miembro también de la Unidad de Enfermedades Infecciosas del CHUA y directamente involucrado con enfermos de COVID-19; María Galindo; Eduardo Nava y Joaquín Jordán.

A lo largo de este trabajo de investigación, se revisan los ensayos clínicos que están actualmente en marcha acerca de fármacos dirigidos contra la interleucina 6 o IL-6, “una de las dianas farmacológicas que pueden mejorar el pronóstico de la enfermedad en los casos más graves”, indican desde el grupo, ya que se piensa que el uso de fármacos biológicos, en este caso anticuerpos, contra la IL-6 puede mejorar la inflamación pulmonar y ser una alternativa de tratamiento para disminuir los ingresos en las unidades de cuidados intensivos y la morbimortalidad de esta grave enfermedad. 

Los investigadores subrayan la importancia que tiene la formación de equipos multidisciplinares “para hacer frente a una patología tan compleja que abarca ámbitos como la infección, cambios fisiopatológicos inflamatorios, pasando por el abordaje de nuevas dianas farmacológicas y la biotecnología farmacéutica”.