Crece la Tasa de Actividad Emprendedora en la región, según un estudio de la UCLM, Globalcaja HXXII y la JCCM

Presentan en Toledo el Informe GEM (Global Entrepreneurship Monitor) correspondiente al periodo 2017-2018

Presentación del informe en el Campus de Toledo. © Gabinete de Comunicación UCLM

El Informe GEM (Global Entrepreneurship Monitor) Castilla-La Mancha, elaborado por la Universidad de Castilla-La Mancha (UCLM) y la Fundación Globalcaja HXXII con el apoyo del Gobierno regional, pone de manifiesto un crecimiento del 7,2 % en la Tasa de Actividad Emprendedora para el periodo 2017-2018, situándose un punto por encima de la media nacional. La región es la tercera de España en emprendimiento naciente, solo por detrás de Madrid y Cataluña.

En la presentación del sexto Informe GEM Castilla-La Mancha, que ha tenido lugar este viernes en Toledo, han participado el rector, Miguel Ángel Collado; la consejera de Economía, Empresas y Empleo, Patricia Franco; el presidente de Globalcaja, Rafael Torres, y los profesores Juan José Jiménez y Francisco Sáez, director del informe e investigador, respectivamente. Según explicó el profesor Jiménez, el estudio presenta los indicadores básicos de la actividad emprendedora en la región, con algunas novedades respecto a las ediciones precedentes en la ampliación el equipo técnico, el formato de la presentación y la información sobre el impacto de los resultados. El informe se sustenta en dos encuestas, una sobre los valores y actitudes de la población adulta y otra que recoge la opinión de expertos sobre el contexto, las condiciones y los factores del entorno relativos a la actividad emprendedora y empresarial. El resultado es el indicador definido como ‘Tasa de Actividad Emprendedora’ (TEA), desagregado en cuatro componentes: emprendimiento potencial, emprendimiento naciente, nuevo emprendimiento y empresa consolidada.

Por su parte, el profesor Sáez dio cuenta de los resultados señalando que la TEA ha crecido en la región un 7,2 % con respecto al año anterior, situándose un punto por encima de la media nacional. “Un dato positivo porque estamos en la tercera región en emprendimiento naciente (en proceso de creación o con menos de 42 meses en el mercado), solo por detrás de Madrid y de Cataluña”. La tasa de abandono ha crecido desde 2017, con causas vinculadas a la falta de rentabilidad.

Según explicó, el emprendedor castellano-manchego sigue siendo mayoritariamente un varón, de entre 38 y 52 años, con estudios de Primaria o Secundaria y un nivel de renta medio-bajo. En cuanto a la motivación para el emprendimiento, crece el número de emprendedores que crean sus empresas porque perciben una oportunidad de negocio (66,7 %), mientras que quienes lo hacen por necesidad constituyen el 29,2 %.

Por sectores, el de mayor actividad de las nuevas empresas es el de servicios orientados al consumo (57,5 %), seguido del de servicios a empresas (21,8 %), el transformador (12,1 %) y el extractivo (8,6 %). Destacan por encima de la media las empresas que se crean en sector primario (agricultura y energías renovables). Las iniciativas emprendedoras presentan mayor proporción de empresas sin empleados (68,1 %). De las que se encuentran en fases iniciales, el 54,8 % pertenecen a sectores con una gran competencia, frente al 14,3 % que se crean en sectores que carecen de ella.

La mayoría son empresas tienen carácter poco innovador, baja intensidad tecnológica y operan en sectores con mucha competencia. Además, un porcentaje muy alto no exporta y en torno a un 68 % no tiene previsto expandirse en los próximos años. Esta es, precisamente, unas de las debilidades sobre las que los autores del Informe GEM quieren llamar la atención de las instituciones y de los medios de comunicación. Reducir las distancias entre el emprendimiento femenino y el masculino, mejorar la imagen del emprendedor, la cultura emprendedora y las infraestructuras que favorezcan la generación de empleo y generar referentes, especialmente femeninos, son algunas de las recomendaciones que realizan los expertos. También es preciso mejorar la competitividad de las empresas que se crean, para las que se precisa “mayor innovación y mayor capacidad de exportación para reducir la tasa de abandono”.

En su intervención, la consejera destacó la mejora en el emprendimiento femenino y dijo que la participación de la mujer en la toma de decisiones políticas, empresariales o educativas “es fundamental”. En este sentido, señaló el encuentro de mujeres empresarias y emprendedoras que tendrá lugar el próximo 11 de febrero en Ciudad Real “para lanzar el mensaje positivo de que las mujeres están haciendo grandes cosas en todos los ámbitos” y reiteró el apoyo del Gobierno regional al Informe GEM porque es una “herramienta necesaria”.

Finalmente, el rector destacó que el 7,5 % de la población adulta castellano-manchega tiene intención de emprender en los próximos años. Una cifra, más de dos puntos superior a la recogida por el estudio anterior, que Collado atribuye a la colaboración y el entendimiento entre instituciones. “Creemos en la importancia de conocer las cosas para tomar medidas y mejorar y avanzar como región, más próspera, más desarrollada y con más crecimiento económico”, dijo.