La Escuela de Arquitectura de la UCLM participará en la promoción y protección patrimonial de Tomelloso

La recuperación y mantenimiento de los Bombos y la interpretación de la cueva de la Casa del Gallego, principales actuaciones

La vicerrectora y la alcaldesa durante la firma del acuerdo

La Universidad de Castilla-La Mancha (UCLM) y el Ayuntamiento de Tomelloso (Ciudad Real) han firmado un acuerdo de colaboración para que la Escuela de Arquitectura, con sede en el Campus de Toledo, participe en la promoción del municipio “como icono del arte, la cultura y la protección del patrimonio”. Las principales actuaciones serán la recuperación, el mantenimiento y el uso de los Bombos y la interpretación y el estudio arquitectónico de la cueva de la Casa del Gallego.

La vicerrectora de Internacionalización y Formación Permanente, Fátima Guadamillas, y la alcaldesa de Tomelloso, Inmaculada Jiménez, han formalizado el convenio que regula la colaboración institucional para el desarrollo de varias actuaciones vinculadas con la protección y promoción del patrimonio a cargo de profesores y alumnos de la Escuela de Arquitectura.

Tras la firma del documento, el director del centro toledano, Juan I. Mera, subrayó la importancia de “poner a los estudiantes frente a la realidad” de su futura profesión y dijo que “las instituciones juntas trabajan mejor y hacen una labor social clave y culta”. También señaló la relevancia de la colaboración con los ayuntamientos porque “los alumnos que salen tienen que volver a sus pueblos y ciudades y trabajar por ellos”.

La alcaldesa señaló los dos cursos de verano en torno a los Bombos de Tomelloso que ya se han celebrado como anticipo a la formalización del acuerdo y avanzó la posibilidad de que el municipio presente una candidatura a la UNESCO aprovechando la excepcionalidad de su patrimonio. “Que los jóvenes estudien nuestra historia es un orgullo. Este es un convenio pequeño en lo económico pero grande en la forma y en el fondo”, dijo.

Finalmente, la vicerrectora señaló que los alumnos de la Escuela de Arquitectura, de la que acaba de egresar la primera promoción, “salen con conocimientos técnicos y espíritu emprendedor para poner en marcha muchas iniciativas que mejoren el entorno”. También subrayó las oportunidades que ofrece Tomelloso como ciudad industrial y destacó la necesidad de que las instituciones de la región valoren la labor docente e investigadora que se desarrolla en la UCLM. Además, apostó por la inserción laboral de los titulados en la región, “en su tierra”, con un “patrimonio natural, histórico y arquitectónico enorme que ofrece muchas posibilidades para desarrollarse profesionalmente”.