Prosigue el trabajo de la Comisión de Estrategia para establecer un marco de financiación y el contrato programa

Una vez aprobado el Plan Estratégico por el Consejo de Gobierno y el Consejo Social

Reunión de la comisión de estrategia en Toledo

La Comisión de Estrategia de la Universidad de Castilla-La Mancha (UCLM) se ha reunido este jueves en el Campus de Toledo para continuar con sus trabajos de cara al establecimiento de un marco financiación y del contrato programa vinculado al Plan Estratégico que el pasado viernes obtenía el respaldo mayoritario del Consejo de Gobierno y del Consejo Social.

De acuerdo con el calendario previsto, la reunión celebrada este jueves bajo la presidencia del vicerrector de Economía y Planificación, Manuel Villasalero, inicia una segunda fase en la implantación de la Estrategia 2020, que supone una apuesta por una Universidad más competitiva que impacte con más intensidad en el desarrollo de Castilla-La Mancha a través de la concentración de recursos, la diferenciación de titulaciones, la integración de los distintos campus y centros y la conexión con los sectores clave de la región. Para ello, se han previsto 410 actuaciones organizadas en torno a 16 ejes estratégicos.

En relación con el marco de financiación, la Comisión de Estrategia ha debatido sobre los recursos con los que podría contar la UCLM en un escenario plurianual, dotados principalmente por la Comunidad Autónoma. También ha abordado el modelo de financiación, que determinará el coste de la actividad universitaria en función de los resultados alcanzados en enseñanza, investigación e innovación. Esta propuesta de financiación por resultados basada en un contrato programa, utilizada en otros sistemas universitarios, representa para la UCLM un coste de 204 millones de euros, hacia los que se podría avanzar en 2021 cubriendo previamente unas necesidades de transferencia nominativa fijadas en 159 millones de euros para 2018, 171 para 2019 y 180 para 2020. Con esta propuesta, Castilla-La Mancha podría converger en una décima del Producto Interior Bruto regional respecto a los recursos que dedica a universidad en comparación con otros sistemas universitarios regionales, reduciendo así la brecha actualmente existente de 3 décimas desde el 0,5% de Castilla-La Mancha al 0,8% de media de las distintas regiones españolas.

El modelo de financiación propuesto a la Comunidad Autónoma incluye una parte de sujeta a los resultados en docencia, investigación y transferencia, otra parte estructural que incluye un término fijo y una tercera parte basada en la mejora de la calidad. En relación con este último aspecto, entran en consideración los indicadores que determinan la posición de la UCLM en los ranking universitarios, tanto a nivel externo (contrato programa con la Junta de Comunidades) como interno (contrato programa con facultades, escuelas y centros de investigación).

Desde 2016, la UCLM viene contemplando en la elaboración de sus presupuestos 34 indicadores, entre los que se encuentran la calidad de la gestión, la atracción de estudiantes, la captación de ingresos regionales, las publicaciones con empresas, los ingresos por licencias, la creación de empresas de base tecnológica, las prácticas en empresas, la producción artística, las titulaciones ofrecidas en Inglés, los profesores extranjeros, los estudiantes internacionales o la captación de fondos de investigación. Estas mismas referencias se tienen en cuenta para establecer la financiación externa como la de los cuarenta centros con los que cuenta la institución, de manera que cada uno de ellos recibe recursos según contribuya a mejorar la Universidad en tales indicadores.