La UCLM forma su primera promoción de mediadores profesionales

Las administraciones se comprometen a impulsar esta alternativa a los tribunales de Justicia

El rector de la UCLM -centro- clausuró el curso en Ciudad Real

Un total de veintitrés alumnos integran la primera promoción de mediadores formados en la Universidad de Castilla-La Mancha (UCLM), una institución pionera en la capacitación de profesionales en este procedimiento de resolución de conflictos alternativo a los tribunales de Justicia. Durante el acto de clausura del curso, celebrado en la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales de Ciudad Real, instituciones y administraciones como la propia UCLM, el Gobierno regional, la Audiencia provincial, el Ayuntamiento de Ciudad Real, el Colegio de Abogados o la Cámara de Comercio, han mostrado su disposición a impulsar la mediación en Castilla-La Mancha.

Hoy han recibido sus diplomas los veintitrés alumnos que integran la primera promoción del Curso de Especialista en el Ejercicio Profesional de la Mediación, un programa desarrollado por la Universidad de Castilla-La Mancha (UCLM) que prepara a profesionales para el ejercicio de esta forma de resolución de conflictos alternativa a la vía judicial. El procedimiento se basa en la participación de un profesional –el mediador-, no necesariamente formado en el ámbito jurídico, que facilita la adopción de un acuerdo satisfactorio para ambas partes sin recurrir a los tribunales.

Este sistema está en plena expansión en España, en consonancia con el desarrollo legislativo y la adopción de medidas específicas -como la reciente aprobación de la Ley del Servicio Regional de Mediación Social y Familiar de Castilla-La Mancha-, y las distintas administraciones e instituciones están dispuestas a fomentar su implantación. Desde la propia Universidad regional, a la Consejería de Sanidad y Bienestar Social, pasando por la Audiencia Provincial, el Ayuntamiento de Ciudad Real, la Cámara de Comercio y el Colegio de Abogados ciudadrealeños, han expresado hoy su voluntad de colaborar en la consolidación de la mediación en Castilla-La Mancha.

Ventajas

En este sentido, el rector de la UCLM, Miguel Ángel Collado, subrayó las ventajas y la trascendencia de este sistema, “que afecta a todos los aspectos de la vida, privada y pública, en problemas de consumo, relaciones entre administraciones públicas y ciudadanos, etcétera, por lo que conviene unir esfuerzos en la adopción de esta alternativa al litigio.

En la misma línea, la alcaldesa de Ciudad Real, Rosa Romero, hizo referencia a la potencialidad de la mediación como vía de resolución de conflictos, especialmente en el ámbito de la administración local. “La mediación es un muy buen camino para la resolución de conflictos desde el diálogo, desde la búsqueda de puntos de encuentro, y creo que todas las administraciones tenemos que impulsarlo”, explicó.

A juicio de la presidenta de la Audiencia Provincial, María Jesús Alarcón, la generalización de este procedimiento implica “que asumamos que la mediación constituye una herramienta efectiva para la resolución de conflictos”, al tiempo que señaló que su principal ventaja radica en que “el ciudadano obtiene una solución satisfactoria de su conflicto a través de un mediador que no es un árbitro ni un juez, sino un profesional que pone en contacto a las dos partes en conflicto y que facilita que estas sepan resolverlo”.

El curso de Especialista en el Ejercicio Profesional de la Mediación es un programa desarrollado por la UCLM desde su Instituto de Resolución de Conflictos y dirigido por el profesor Juan Ramón de Páramo, decano de la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales de Ciudad Real. Con una carga académica de 240 horas de formación y cuarenta créditos ECTS, el curso ofrece una introducción a la práctica de la mediación y profundiza en tres ámbitos: la mediación familiar, escolar y en grandes organizaciones y grupos; la mediación penal, laboral y en la justicia restaurativa; y la mediación civil, mercantil y en nuevas técnicas.